Mi gato ya no ronronea, ¿es esto un problema?

Siempre hemos relacionado a un gato ronroneando con un gato feliz. Los vemos satisfechos, entrecierran los ojos y comienzan a hacer este peculiar sonido. Y de hecho es agradable, nos encanta acariciarlos y que lo hagan.

Pero resulta que nuestro gato no ronronea, o mejor dicho, lo ha dejado de hacer. Incluso si lo hace de vez en cuando, notaremos que lo deja de hacer muy pronto, ¿es una mala señal?

¿Por qué mi gato ya no ronronea?

Mi gato ya no ronronea

Si notas que tu gato dejó de ronronear de forma habitual, haces bien en ponerte pendiente del tema. Ya que por lo regular esto implica que algo sucede que le impide hacerlo al no estar satisfecho en su ambiente.

Las causas más comunes son:

Sufre estrés.

Aunque para nosotros el ambiente se encuentre tranquilo, probablemente para ellos haya algo que les este causando estrés. Por lo que habrá que ver que cambio hubo en su territorio que comenzó a causar esto.

Por ejemplo, puede ser la llegada de un nuevo bebe, cambio en los horarios laborales, otra mascota o incluso que moviste un mueble de su lugar. Es averiguar que le está molestando para saber porque ese cambio.

Puede que este satisfecho.

Hay ocasiones que también puede pasar que deja de ronronear muy pronto, o al menos antes de lo que quisiéramos. El ronroneo de los gatos sirve para mostrar satisfacción y puede retirarlo al no tener más de ello.

Entonces algunos dueños se preocupan que el animal se encuentra comiendo y jugando, pero de repente deja de ronronear y ya no lo hace más. Probablemente solo haya dejado de estar así de contento y ya quiera descansar.

Lesiones que lo afecten.

Otro motivo muy común es que tenga algún tipo de lesión que no podemos ver, pero que sin duda lo está afectando. Tal vez sea un diente lastimado, algo en el interior de su hocico o le duela un hueso del cuerpo.

Todo esto hará que aunque haga las actividades que siempre ha realizado, no se encuentre totalmente satisfecho. Se sienta molesto, estresado por el dolor, lo que evitará que llegue al estado necesario para ronronear.

Se encuentra enfermo.

Si en general se encuentra enfermo de algo, no se sentirá en condiciones para estar satisfecho, por lo que podría dejar de ronronear. Piénsalo en tu propio caso, si te sientes mal no estarás riendo ni de buen humor.

Lo mejor es llevarlo al veterinario para una revisión a fondo y saber que puede estarle afectando. De esta manera encontrar si tiene algún tipo de problema y poder atenderlo, puede ser el primer signo de alarma.

Ha envejecido.

Tal vez simplemente nuestro gato ya tiene cierta edad. Mientras los gatos se hacen mayores empezaremos a ver como empieza a volverse mucho más tranquilo, más dócil y que pasa más tiempo acostado.

Y entre otras cosas también su ronroneo será mucho más aislado. Ya que no se emocionará tanto como antes, pasando todavía más tiempo durmiendo que otra cosa. Es normal que se haga mayor y simplemente sea más silencioso.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.