Punto blanco en peces: que es, síntomas y tratamiento

Si tienes peces, deberás conocer varias de las enfermedades que pueden terminar por afectarlos. Son animales muy sensibles y que fácilmente pueden terminar perdiendo la vida por alguna infección que contraigan.

Una de las más conocidas es el punto blanco, por lo que en esta ocasión conocerás a fondo como reconocerla y cuales son los peligros que implica. De igual manera, saber cual sería el tratamiento ideal en este caso.

¿En qué consiste el punto blanco?

punto blanco peces

Esta es una enfermedad provocada por el Ichthyophthirius multifilis, un protozoo muy común de desarrollarse en los acuarios.

De hecho, vale la pena mencionar que librarse de su existencia es muy difícil. Gracias a las condiciones del agua, es casi un hecho que en cualquier lugar donde vivan estos animales terminará por tenerlos.

Si es tan común, ¿no deberían todos los peces tener esta enfermedad? El problema radica en que termina por desarrollarse en los animales que tengan algunas características como bajas defensas  o mala alimentación.

También, el estar en agua con mala calidad terminaría por provocar una intensidad tan alta que terminaría por sobrepasar las defensas del animal.

¿Cuáles son los síntomas visibles?

El síntoma es bastante característico y el mismo nombre de la enfermedad lo dice: se notará la presencia de puntos blancos en diversas partes del cuerpo. Sobre todo, lo podrás ver en la región de las branquias.

El segundo síntoma visible es en su comportamiento: cuando están contagiados, comenzarán a andar de un lado para otro. Incluso llegará un momento en que intentarán pegarse contra la pared, con la esperanza de poder rascarse.

Ya con la enfermedad más avanzada, pueden presentarse otros problemas como:

  • Dificultad para poder respirar.
  • Lastimarse la piel, por los intentos de frotar.
  • Pérdida de apetito.
  • Desembocar en la muerte.

¿Existe algún tratamiento?

Una de las primeras medidas consiste en elevar un poco la temperatura del acuario, al menos arriba de los 27 grados centígrados. El motivo de hacer esto, es acelerar el ciclo de vida que tiene el Ichthyophthirius multifilis.

Lo mejor que puedes hacer es acudir a un veterinario. Pero en términos generales, y al ser una enfermedad común, existen ya tratamientos pre-definidos que pueden ayudar.

En este caso, el verde de malaquita suele ser la solución más común. Deberá de echarse en el agua por al menos una semana, para que comience a matar al invasor. Existen algunas recomendaciones al realizar esto.

Y consiste que durante ese tiempo, remover todo filtro UV y quitar el carbón del filtro para evitar cambiar la sustancia. Lo que si es importante es aumentar el oxígeno, por lo que prender la bomba más seguido puede ayudar.

Gracias a la subida de temperatura, gradualmente los quistes comenzarán a desprenderse y se limpiará la piel del pez.

En este momento, es buena idea agregar sal al agua, una cucharada po cada litro. Pero ATENCIÓN, no cualquier sal: deberás ir a una tienda de mascotas y comprar una especializada para estas ocasiones.

También es buena idea que vayas renovando el agua durante al menos una semana, cambiando alrededor del 20% de ella cada 2 o 3 días.

O en su defecto, es posible llevar a los peces llevar a otra pecera. Y en la original, subir la temperatura por encima de los 30 grados, para acelerar su desaparición.

¿Existe algún método de prevención?

Lo mejor que puedes es trabajar en mantener la calidad del agua. Vigila el pH, nivel de amoniaco ni hagas cambios bruscos de temperatura. Dale comida de buena calidad, al menos de procedencia conocida.

Y si vas a introducir nuevos peces, primero pásalos por un periodo de purificación similar al tratamiento mencionado. Para evitar que estos vayan a traer la enfermedad.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.