Como hacer que dos gatos se lleven bien: tips para presentarlos e introducirlos

El gato es una mascota bastante popular, una de las mejores compañías y un animal ideal para tener en casa. Pero los problemas pueden comenzar cuando decidimos tener más de uno, pues podrían llevarse mal.

El problema es mayor cuando un gato ha estado acostumbrado a ser el único del hogar, pero un día llega otro. Puede verlo como una invasión y comenzar los problemas, ¿Cómo puedo hacer que se lleven bien?

Entendiendo la naturaleza del gato.

como hacer que dos gatos se lleven bien

El primer paso es entender a tu mascota. Ya que hasta el día de hoy, muchas personas afirman que estos animales no pueden tener compañía por naturaleza, ya que son animales solitarios. Pero de manera reciente, se piensa otra cosa.

Los estudios afirman que serían animales gregarios, es decir, que pueden vivir en convivencia con otros. Pero que también es verdad que viven en forma jerárquica, en donde algunos miembros se encuentra por encima de otros.

Esto es parte de lo que vuelve complicado el llevarse, ya que si un gato siente que alguien amenaza su posición, lo atacará. Pero si ambos se encuentran contentos en su posición, se llevarán mejor.

Es natural que los gatos peleen de cuando en cuando, incluso aunque las jerarquías se encuentren establecidas.

Algunos factores determinantes son la edad de los gatos, porque si a uno mayor le impones uno demasiado menor, será amenaza. O si uno de ellos jamás ha convivido con otros mininos, será más difícil que se lleven bien.

Consulta con un etólogo de ser necesario, para lograr introducirse a los animales a estas nuevas condiciones.

Como lograr que dos gatos se lleven bien.

Hay algunos pasos recomendados, pero ante todo tener PACIENCIA. Ya que tener mala actitud hará que sea más difícil que entre ellos se lleven bien.

Preséntalos con cuidado.

La introducción debe ser gradual, lo peor que puedes hacer es enfrentarlos esperando que se lleven bien. Lo más probable es que termine en una gran pelea, porque lo único que ven es a un invasor.

Una forma es introducir gradualmente su presencia, estando uno dentro de una jaula, fuera del alcance del otro gato, pero que lo pueda ver y oler. También funciona que estén separados por una habitación.

Esto permitirá que poco a poco se vayan acostumbrado al otro, por lo que al final más que furia, tendrán curiosidad de conocer al otro.

No tener prisa.

Otro factor es no tener prisa en lograr que se lleven bien. Para ellos es un proceso más complicado de lo que puede parecer y cada uno tiene carácter diferente. Por lo tanto, no existe un tiempo determinado para que se lleven bien.

Habrá que hacer varios intentos, los cuales pueden terminar en pelea. Pero no pienses que es tiempo perdido, a fin de cuentas se van conociendo. Si todo resulta mal, lo vuelves a intentar luego, sin desesperarte.

Piensa en gatos afines.

También toma en cuenta a la hora de adoptar, que sean gatos que sea más fácil lograr que se lleven bien. Por ejemplo, es más sencillo que un gato y una gata terminen por lograr adaptarse uno al otro más rápido.

Y también gatos de la misma edad, ya que es común que el más grande intente continuamente dominar al pequeño. Pero al tener la misma edad, es más fácil que terminen por verse como casi iguales.

Respeta si ya existe dominio.

Si notas que ya existe un dominio pacifico, respeta su jerarquía establecida. La idea es evitar que esten peleando todo el tiempo, y si notas que ya logran establecerse, no intentes cambiarlo por medio de la fuerza.

Puede ser que a ti no te guste que haya un “jefe” entre ellos. Pero es una forma pacífica de convivir ya, en donde sabe cada uno su lugar en la jerarquía.

Un último consejo es que si esterilizas a tus mascotas, suelen volverse menos agresivos y territoriales, por lo que puede ser una buena inversión.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.