Porque los perros sacan la lengua cuando tienen calor y en otros momentos

Uno de los comportamientos más característicos de los perros es todos los usos que le dan a su lengua. Es común verlos con ella por fuera, jadeando, por lo que estamos acostumbrados a poder vérsela.

Y no solo eso, también los vemos lamer todo tipo de cosas, lamerse a si mismos, lamer a otros seres vivos. Pero, ¿por qué siempre la tiene por fuera? ¿No sería mejor que la tuviera por dentro, como vamos las personas?

Conoce porque los perros sacan la lengua.

porque los perros sacan la lengua

Este comportamiento puede llamarnos la atención, ya que como personas no podemos tener tanto tiempo nuestra lengua por fuera: se nos seca, nos entra el aire sin filtrar y por lo tanto hasta podríamos tragar basura.

En cambio en ellos no parece afectarle, los vemos con el hocico abierto todo el tiempo, mientras vemos su lengua en el exterior.

La principal razón es ser su método de transpiración.

En los seres humanos transpiramos por medio de la sudoración. Un proceso similar es llevado a cabo por los caninos haciendo uso de este órgano.

Ellos eliminan al exceso de calor que existe dentro de su cuerpo de esta manera. El jadeo constante les permite refrescarse, algo que será todavía más notorio cuando lo llevas a correr o realiza actividad física.

En ese momento, verás como el jadeo se vuelve más rápido e incluso notarás que saca todavía más su lengua; eso es porque busca refrescar su interior, siendo este movimiento por tanto vital para su sobrevivencia.

Piensa también como luce en verano, donde lo verás que la tiene por fuera la mayor parte del día. Este intercambio de aire continuo le permite gestionar el calor excesivo que puede llegar a recibir debido a las temperaturas más elevadas.

¿Y por qué saca más la lengua en ocasiones? Cuando se encuentra en un estado más tranquilo, puede apenas asomar su lengua. Pero cuando el calor es excesivo, notaremos que la tendrá todavía más por fuera.

Esto implica un ligero esfuerzo más de su parte, pero también con eso ampliará la capacidad de refrigeración. Pudiendo por lo tanto meter más aire, pero para condiciones normales no es lo óptimo, porque es más cansado estar respirando más fuerte.

Otros síntomas relacionados a tener la lengua asomada.

Las siguientes razones son algunas que también debes tomar en cuenta.

Tener sed. Si la tiene asomada, es porque también podría estar demasiado acalorado. Por lo que podría urgirle tomar algo de agua. Siempre intenta tener su traste lleno de agua fresca y cerca de él, para que pueda refrescarse más.

Estar emocionado: Cuando se emociona por algún motivo, puede necesitar más aire de lo habitual. Abrirá el hocico de estar forma para facilitar el intercambio, logrando de esta forma aliviar el calor excesivo.

Tener cansancio: Otra razón poco conocida es que simplemente se encuentra muy cansado. El flujo sanguíneo se verá concentrado en este órganos, por lo que la sacará para que gradualmente el flujo se normalice.

Puede tener dolor o estar enfermo: También puede darse el caso de no sentirse bien. Entonces, irá perdiendo fuerza al grado de tener la lengua colgada por no poder mantenerla adentro. Es por eso que si la tiene fuera de manera extraña, es bueno que lo vea un veterinario.

La lengua es un órgano muy importante y versátil en los perros. Le sirve sobre todo por razones de refrigeración, las cuales son muy variadas.

Unido a ello, suele tenerla fuera para para usarla con facilidad para lamer y probar de todo, ya que sus papilas gustativas están muy desarrolladas. Es por eso que cuando te vea venir, lo más seguro es que te lamerá para determinar quien eres.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.